MAS RECIENTE

sábado, 5 de octubre de 2013

El podólogo de Carilda

“Pues me han salido en la cara tus ojos
y a ti en el rostro mi boca,
y no sé cuando te miro si eres tú quien me mira
ni cuando tú me besas
si soy yo quien te ha besado”.

—Carilda Oliver Labra.




Por Addy Góngora Basterra.


"Me desordeno, amor, me desordeno”… fueron los versos con los que entré al festín de la palabra que es la poesía de Carilda Oliver Labra, poetisa cubana que al sol de hoy tiene noventa y un años, una corte de gatos y probablemente algún novio treinta o cuarenta años menor que ella.

Tengo un libro suyo que el Capitán Basterra me trajo de La Habana. Si me voy de viaje, va conmigo, como va siempre en mi memoria por fragmentos: “Hugo Ania Mercier: yo te quería”… … “Pero me acuerdo aquí de que anda lejos / el que vivió a la vuelta de mi espalda”… … “Juana Inés de la Cruz, / blanda y sutil como el estambre, / casta como la luz, dúctil como el alambre”… … me aprendo sus versos como una canción, de tanto leerlos, porque su voz poética tiene la cadencia del caribe, es música, frescura, sonoridad que se tatúa al recuerdo. Carilda juega con el lenguaje de manera tal que mezcla la cotidianeidad, el erotismo, el amor y el desamor de una forma que no solamente nos hace identificarnos con ella, sino que también la vuelve inolvidable: “Éramos dos que se besaban mucho / metidos en el cielo o la cocina”… … “Te extraño, / ¿sabes? / como a mí misma / o a los milagros que no pasan”.

Hace un par de años, una madrugada de julio —en ese mes nació Carilda— tropecé con un mueble y… oh dolor, oh dedo gordo, qué larga la noche fue sintiendo en la uña los latidos del corazón que pensé se me saldría por el pie. Al día siguiente fui a primera hora con el podólogo.

—¡Ay hija, pero qué te hicijte! —preguntó con acento trágico y cubano el Doctor Horta al verme. 

Me acuerdo y siento escalofríos. Ahí estaba yo, cobarde, con el dedo anestesiado y usando una revista como cortina para no ver lo que me hacía, cuando no sé cómo salió a la conversación que durante años, y a domicilio, él fue podólogo de Carilda. 

—Calzada de Tirry 81—dije a quemarropa.
—Hija, ¿pero tú cómo sabej eso?

… porque esa es la dirección de la casa de Carilda en Matanzas. Siempre me he dicho que un día tocaré su puerta para saludarla. Me tengo que apurar.

Desde entonces, cuando por algo voy a consulta —los pies son mi punto débil— le pregunto al Dr. Horta “¿qué me cuentas de Carilda?” y él me responde como si la hubiera visto el día anterior. Platicamos del color de sus ojos y su melena, de sus pretendientes mucho más jóvenes que ella, de su gato favorito y de quien fuera su esposo y también poeta, Hugo Ania Mercier.

Un año antes de accidentarme el dedo gordo, publiqué en el blog Letranías el poema “En vez de lágrima” que Carilda dedica a Hugo tras haberse suicidado en 1976. Al día siguiente de enterarme de la singular paciente de mi podólogo, me llevé una enorme sorpresa al recibir este comentario: “Ese era mi tío abuelo. Cumplía nueve años de edad cuando mi madre se acercó a mi hermano y a mí y nos dice que debemos irnos (…) no entendía lo que pasaba hasta que supe que el hermano de mi abuelo se había matado”.

Que un poema fuera anzuelo para un integrante de la familia de aquel del “nombre perezoso / que casi no quería ser palabra” me pareció fascinante.

A la gente que me dice que no le gusta leer poesía, siempre le sugiero los versos de Carilda. Ella, como Jaime Sabines o Vinicius de Moraes, tiene el don de transformar pasiones, emociones y la vida diaria en simples y bellas formas de nombrar.

¿No es, acaso, la poesía un espejo de palabras donde nos hallamos reflejados como no logra reflejarnos un espejo de cristal?

@letranias


Enlaces a la poesía de Carilda Oliver Labra en Letranías:


Poema “Guárdame el tiempo”

Poema: “Discurso de Eva”

Poema: “Cuento”

Poema: “Le conocí cuando acababa enero”

Poema: “Como una mujer de absorto”

Poema: “En vez de lágrima”

Poema: “Esta memoria”

Poema: “Elegía para decirme”




Entrevista del cantautor cubano Amary Pérez Vidal a la poetisa Carilda Oliver Labra.



jueves, 3 de octubre de 2013

Blas de Otero

Yo 
doy 
todos 
mis versos 
por un hombre 
en paz. 

Blas de Otero
Poeta español

martes, 1 de octubre de 2013

Letranías celebra seis años - El Diario de Yucatán





Hacer llegar a la gente una dosis de hermosura por medio de fragmentos de novelas, obras de teatro, versos de poemas y motivarlos a buscar esos libros, poemarios o ir al teatro, es la intención principal de Letranías, blog cultural que nació hace seis años.

Letranías celebra su aniversario y lo hace de una forma especial, pues trasciende la virtualidad para acercarse a más personas.

Así lo indica Addy Góngora Basterra, creadora del blog y quien tuvo la idea de celebrar el sexto aniversario solicitando a los lectores de Letranías el envío de fragmentos breves de libros o versos de sus poemas predilectos.

Recibió varias decenas de éstos y seleccionó 100, de los cuales unos 60 se imprimieron en postales y se repartirán en puntos específicos.

Los restantes se distribuirán digitalmente.

Considera que es un modo diferente de llegar con letras y hermosura a más personas, y agradecer la mirada lectora de los seguidores del blog.

Imprimió 500 postales que se están repartiendo desde el viernes pasado entre los clientes que lleguen a los restaurantes Manjar Blanco, Cafetería Pop, El Pórtico del Peregrino, Amaro y Acqua.

También se obsequiaron en el Centro Cultural Tapanco a quienes asistieron a la función del viernes y sábado durante el mercado “Slow Food Yucatán”, en la mesa de “Monique´s Bakery” y el restaurante del mismo nombre. Dice que estos lugares apoyan la iniciativa de Letranías y difunden el arte y la literatura como acto cotidiano.

Addy Góngora comparte que recibió muchos fragmentos por parte de lectores, tanto de Yucatán como de otras partes del país, como Chiapas, Veracruz, Guadalajara y Tabasco, así como de países como España, Argentina, Venezuela y Colombia.

Comenta que seis años de Letranías significa seis años de compartir pequeñas dosis de literatura, arte, música; seis años de acercar fragmentos de libros a personas con la intención de que después las personas se acerquen a los libros.

Comparte que la idea de crear ese espacio surgió cuando ella estaba fuera del país y extrañaba mucho a su familia y amigos; sintió que una manera de estar en contacto con ellos era compartir algo de lo que estaba descubriendo y conociendo en ese momento, en los libros que leía. Así que comenzó por enviar los fragmentos de textos a unos 20 contactos por correo electrónico, y luego creó el blog de Letranías, donde los comenzó a publicar, lo que hizo que éstos llegaran a los ojos de muchas más personas.
Así, a lo largo de estos años, son muchos los lectores con los que han compartido cientos de frases y fragmentos de poemas, novelas, obras de teatro, quienes suelen dar su punto de vista sobre lo que se escribe.
Addy Góngora tiene desde el mes de agosto pasado una columna editorial en el Diario, que se publica los sábados.

Uno de los proyectos es realizar un Taller de Escritura Creativa los viernes y un “Club de Lectura de Letranías” los sábados.-Iris Margarita Ceballos Alvarado.

En el blog tiene un registro de más de 300 mil visitas, y en el facebook que creó en marzo de 2010, cuenta con más de dos mil contactos.

A k´aaba´ - Tu nombre

Ilustración de Julie Pratt © Blue Lantern Studio


Feliciano Sánchez Chan, poeta en lengua maya.

(Xaya, Tekax, Yucatán, 1960).

Jump´éel k´iine´                                 Un día
tin wa´alajtech                                   te dije cuán importante eres en mi vida,
beyka´aj a k´a´abetil                          y bajo el amparo de la madre luna
tin kuxtal,                                           me platicaste toda la noche.
ka´aj p´áatech bul áak´ab
a tsikbalten tu bo´oy
u paakat X-ma uj.

Jump´éel k´iin luba´anene´                Un día,
tin t´anech                                        caído te llamé                       
ka´a taakech a wáanten líik´il,           para que me ayudes a ponerme de pie,
ka´a ta we´esajten                            y me enseñaste cuál árbol
ba´ax che´il                                      era bueno para hacerme un bastón.
ma´alob ti´al in beetik
in xóolte´.

Jump´éel áak´ab                                Una noche,
saatlen k´áaxe´,                                  perdido en el monte,
ok´olnajen ka´a taakech a kaxten,       lloré para que fueras a buscarme;
ichil ée´joch´e´en táan k-suute´,          en la oscuridad a nuestro regreso,
ta ka´ansen in xok                              me enseñaste a leer
u nu´uktaj eek´o´ob ka´an.                 el lenguaje de las estrellas del cielo.

Bejla´e´                                              Hoy
wa k´a´abetech tin kuxtal,                   si en mi vida no estás
wa luba´anen lu´um,                            si estoy en el suelo caído,
wa saatlen k´áaxe´,                             si estoy perdido en el monte
chen kin k´a´ajsik a k´aaba´.               me basta con recordar tu nombre.

Tomado del libro “Kuxa´an t´aan voz viva del Mayab”

domingo, 29 de septiembre de 2013

¡Muchas gracias!

Click aquí para acceder al álbum de fotos
donde están las postales.

Gracias a Berenice Rangel por el diseño
de las tarjetas conmemorativas del VI Aniversario.